jueves, 12 de enero de 2012

BIENVENIDOS A "SERVANEANDO". UNAS HUMORADAS QUE NOS PERMITIMOS EN FAMILIA Y AMISTAD.

José Carlos
Serván Meza
Empezamos este nuevo blog, un 12 de Enero de 2012. Le damos así la bienvenida al Año Nuevo y siempre con el deseo de seguir entreteniéndonos en el camino de escribir. Comenzamos a reseñar el 29 de Octubre de 2009 y, con "Servaneando", elevamos a 14 el número de blogs que estamos creando hasta ahora. Justo la suma de los números que componen nuestra edad: 77. Siete más siete, catorce. ¿Qué lindo, no? El motivo es y será, el no dejarnos abandonar por culpa de los años y que esperamos superar algo más.

Aquí estaremos casi en lo doméstico. Comentar nuestra reuniones y todo lo que relacione un poco más a la familia. Estarán aquí personajes queridos y amistades de las que podamos contar anécdotas risueñas y con sólo el propósito de divertirnos. Por supuesto, que todo sea diversión para todos. De pronto exageraremos algo pero no existe ningún propósito de ofender la dignidad de nadie. Alguna tomaduras de pelo y que corregiremos si así lo demanden  quienes se crean afectados. Ojalá no suceda esto.

La vida siempre es corta. En estos años vividos entre el trabajo y el hogar, hemos conseguido la felicidad de formar un hogar unido y responsable. Contar con una excelente familia. Mi esposa Antonieta, mis tres hijos, Juanita, Zoila Gabriela y Juán Carlos, y mis dos adorados nietos Alejandra y Joaquín. Jamás olvido a mi familia paterna y estoy siempre en Surquillo con mis hermanos María Mercedes, Sócrates, César Augusto, Luis Eduardo y Hernando Serván Meza. Por supuesto, todos mis sobrinos queridos.

La familia creció y ahora alternamos con los Castro. Mi consuegro por partida doble Sergio Castro Requejo, un cajamarquino noble, luchador y ejemplo para los suyos. Además somos vecinos en Santa Isabel, una gran urbanización del distrito de Carabayllo y en la que tenemos igualmente respetados vecinos. Por ello es que auguro éxito a "Servaneando". Son muchos los amigos y hay mucho que comentar. Poco a poco iremos por este nuevo camino que, ojalá sea largo. Allá vamos. Siempre con el espíritu en alto.

En "Servaneando" incluiremos reseñas de nuestra vida profesional, pero a manera de extraerle lo íntimo. En otras palabras, lo risueño o mejor comprensible, lo anecdótico. No más explicaciones que, leer demasiado, es tedioso y mucho más cuando el que escribe no nació para ello. Se encontró este camino como una suerte de la vida y allí se guarece de todas las adversidades. Siempre seguiré recomendando a mis congéneres, que una manera de salir del tedio es escribir. ¡Bienvenidos a "Servaneando"! Gracias.

2 comentarios: